5 formas caseras para acabar con el dolor de oído

El dolor en el oído es un síntoma muy común, que puede surgir sin ninguna causa aparente, o infección, siendo muchas veces causada por la exposición prolongada al frío o por la presión dentro del oído durante un resfriado, por ejemplo.

Así, aunque no sea necesario realizar un tratamiento específico con antibióticos o cualquier tipo de remedio, hay algunos remedios naturales que pueden ser hechos en casa para aliviar el malestar. Ya sea en niños o en adultos, el dolor de oído tiende a empeorar por la noche y se agrava con la aparición de sinusitis o alergias.

Sin embargo, si el dolor dura más de 2 o 3 días para aliviar se aconseja consultar con el médico general para evaluar si existe alguna infección que necesita ser tratada. Vea cuales son las principales causas de dolor en el oído.

1. Compresa tibia

Una simple compresa tibia proporciona suficiente calor para aumentar la circulación en el oído y, por lo tanto, ayuda a descongestionar el oído. Para utilizar esta técnica simple, se debe colocar un paño caliente sobre el oído durante 5 a 10 minutos, evitando que esté muy caliente y se queme la piel.

Esta es una gran manera de aliviar el dolor de oído en los niños, ya que no causa ningún tipo de molestia.

2. Brocheta de jengibre

El jengibre es una raíz que posee increíbles poderes anti-inflamatorios y analgésicos que permiten aliviar varios tipos de dolor, incluyendo dolor en el oído.

Para usar el jengibre, se debe cortar un palillo con cerca de 2 cm de raíz de jengibre, hacer pequeño cortes en el lateral e insertar en el interior del oído por unos 10 minutos.

3. La inhalación de vapor de manzanilla

La manzanilla tiene un fuerte efecto relajante y descongestionante que facilita la retirada de las secreciones de la nariz y el oído, reduciendo la presión y aliviar el dolor. Además, el vapor ayuda a hidratar los canales que conectan la nariz al oído, disminución de la irritación que puede estar causando el dolor.

Para hacer esta inhalación se debe colocar algunas gotas de aceite esencial de manzanilla en un tazón de fuente o cacerola con agua hirviendo y, después, colocando una toalla por encima de la cabeza, inhalar el vapor. También es posible utilizar dos bofetadas de la planta seca o algunas hojas de eucalipto.

4. Mascar chicle

Mascar un chicle es una de las formas más fáciles y sencillas de aliviar el dolor en el oído. Esto sucede porque el movimiento de mascar, ayuda a masajear los músculos alrededor del oído, abriendo las tubas de Eustaquio. Estas tubas son pequeños canales que conectan el oído, la garganta y que permiten retirar las secreciones que se acumulan en el oído, aliviando el dolor.

5. Aceite de ajo

Además de antibiótico, el ajo también es un potente analgésico que puede ser utilizado para aliviar varios tipos de dolor en el cuerpo, incluyendo en el oído. Sin embargo, el hábito de poner aceite de oliva caliente o cualquier otra solución que no sea indicada por un otorrinolaringólogo, no debe ser hecho, porque puede empeorar el dolor o provocar quemaduras.

Para usar sus poderes analgésicos se debe amasar un diente de ajo y colocarlo en un pequeño recipiente con 2 cucharadas de aceite de sésamo. Después, toma el recipiente en el microondas durante 2 a 3 minutos. Por fin, es necesario colar la mezcla y aplicar 2 a 3 gotas en el oído que está sufriendo.

En la mayoría de los casos, el dolor en el oído no es un síntoma grave y puede ser aliviado en casa, sin embargo, es importante ir al médico si:

  • El dolor no mejora después de 2 o 3 días;
  • Surgen otros síntomas como fiebre, dolor de cabeza intenso o mareos;
  • Dificultad para abrir la boca.

En estos casos puede estar desarrollando una infección en el oído y es importante iniciar el tratamiento adecuado con antibióticos como la Amoxicilina, por ejemplo.

Leave a Reply