7 causas más comunes de dolor en el cuerpo y qué hacer

El dolor en todo el cuerpo en general se asocia a la dificultad para dormir, cansancio excesivo y el estrés y, por tanto, mejora en 2 o 3 días, especialmente cuando se descansa y evita participar en actividades muy estresantes.

Sin embargo, este tipo de dolor también puede ser un signo de problemas como la gripe, la fibromialgia o la anemia, por ejemplo, y en esos casos puede ser acompañada de otros signos como fiebre, dolor de cabeza o tos.

Así, siempre que el dolor en el cuerpo se prolonga por más de 3 días o es muy intensa, lo que impide la realización de las actividades diarias, es importante ir al médico general para tratar de identificar la causa correcta e iniciar el tratamiento adecuado.

1. El estrés y la ansiedad

Cuando se está con estrés o ansiedad por mucho tiempo, el sistema inmune se vuelve más débil y, por lo tanto, el cuerpo tiene una mayor dificultad para controlar pequeñas infecciones y las inflamaciones causadas por virus y bacterias que están en constante contacto con el cuerpo.

Aunque en estos casos, en general, no se presenten síntomas muy evidentes de infección, como fiebre, es común sentir el cuerpo más doloroso, especialmente al final del día.

  • Qué hacer: es importante tratar de aliviar el estrés durante el día participando en actividades de relajación como la meditación, el yoga o incluso descansando, para reducir los niveles de estrés y fortalecer el sistema inmune. Echa un vistazo a los 7 pasos sencillos para aliviar el estrés y la ansiedad.

2. Dificultad para dormir

Dormir menos de 6 horas por noche puede tener un efecto muy negativo en todo el cuerpo, ya que las células no tienen suficiente tiempo para regenerarse y, por lo tanto, el organismo no cuenta con la energía necesaria para funcionar correctamente. Cuando esto sucede, es común que se empiece a sentir un malestar general que se va agravando y produciendo dolor por todo el cuerpo.

Otros signos que pueden aparecer asociados incluyen voluntad para dormir durante el día, falta de memoria y dificultad para mantener la concentración, incluso cuando hablando con otra persona.

3. La Gripe o resfriado

El dolor en todo el cuerpo es un síntoma muy típico de la gripe que, en general, surge la primera antes de otros síntomas como dolor de garganta, fiebre y secreción nasal, por ejemplo. Aunque es más frecuente en invierno, la gripe y el resfriado también pueden surgir en el verano y, en estos casos, el dolor en el cuerpo es más intensa debido a la deshidratación del organismo.

  • Qué hacer: es importante estar de casa en casa, beber al menos 1,5 litros de agua al día y evitar cambios bruscos de temperatura. Además, para aliviar los síntomas, se pueden utilizar medicamentos recetados por el médico, como el Paracetamol o el Ibuprofeno, por ejemplo. Echa un vistazo a algunos remedios caseros para acabar con la gripe.

4. La Falta de vitamina D

La vitamina D es muy importante para el cuerpo, ya que garantiza la correcta absorción y utilización del calcio en el organismo, que es un mineral esencial para el funcionamiento de la mayoría de los órganos, como los riñones, el corazón y hasta los músculos.

Así, las personas con niveles bajos de vitamina D pueden presentar alteraciones en el funcionamiento de varios órganos y los músculos, lo que acaba produciendo dolor en varias partes del cuerpo, sin una causa aparente.

  • Qué hacer: se recomienda hacer un examen de sangre para verificar los niveles de vitamina D y, en caso de que estén disminuidos, se debe aumentar la ingesta de peces, así como la exposición solar en horario saludable. Entienda cómo aumentar la cantidad de vitamina D.

5. Anemia

La anemia se produce cuando los glóbulos rojos no están funcionando correctamente y, por tanto, a diferentes partes del cuerpo no reciben el oxígeno que necesita para funcionar. Así, es común que además de una sensación de cansancio extremo, también aparece dolor por todo el cuerpo.

Otros síntomas comunes de la anemia incluyen palidez, hormigueo en manos y pies y dolor abdominal, por ejemplo.

  • Qué hacer: se debe consultar a un médico general para realizar un examen de sangre y medir la cantidad de hemoglobina en la sangre. Si está disminuida, es importante identificar el tipo de anemia para iniciar el tratamiento adecuado, sin embargo, es común que el tratamiento comience con la ingesta de suplementos de hierro, ya que la anemia por falta de hierro es la más común. Más información sobre el tratamiento de la anemia.

6. Fibromialgia

La fibromialgia se caracteriza por la presencia de dolor en algunos puntos específicos del cuerpo, que da la impresión de que si tiene dolor en todo el cuerpo. Estos dolores suelen ser peores durante la mañana y llegan, especialmente, las mujeres.

  • Qué hacer: se debe consultar a un médico reumatólogos en caso de que exista sospecha de fibromialgia, para hacer el diagnóstico e iniciar el tratamiento adecuado, que normalmente se hace con los remedios y ejercicios guiados por un fisioterapeuta. Vea todas las opciones de tratamiento disponibles.

7. Apendicitis

Aunque es más rara, la apendicitis también puede causar dolor en todo el cuerpo, acompañada por la sensación de mal estar general, sin que aparezca el síntoma clásico de dolor situado en el lado inferior derecho del abdomen. En estos casos, también puede surgir palidez, disminución del apetito, fiebre baja persistente y estreñimiento. Echa un vistazo a los principales síntomas de la apendicitis y haz el test en línea.

  • Qué hacer: para confirmar la presencia de apendicitis debe acostarse boca arriba y presionar sobre el lugar del apéndice, retirando rápidamente la presión sobre el local. En Caso de que el dolor sea más intenso cuando se retira la mano, puede indicar la presencia de apendicitis y, por eso, se aconseja ir en el hospital para confirmar el diagnóstico e iniciar el tratamiento, que normalmente se hace con cirugía.

En la mayor parte de los casos, el dolor en todo el cuerpo no es grave y mejora en aproximadamente 2 a 3 días, sin embargo, también puede ser señal de un problema más serio. Esto es más común cuando el dolor se acompaña de otros síntomas como:

  • Fiebre persistente por más de 3 días;
  • Dolor muy intenso que dificulta los movimientos.
  • Náuseas o vómitos;
  • Desmayo;
  • Sudores nocturnos;
  • Pérdida de peso sin razón aparente;
  • Dificultad para respirar.

Si se presenta uno o más de estos síntomas es recomendable ir al hospital para tratar de identificar el problema e iniciar el tratamiento adecuado. Si está tomando algún medicamento, es importante llevar la caja o el nombre del medicamento para informar al médico, ya que, en algunos casos, el dolor en el cuerpo también puede ser un efecto secundario de la medicación.

Leave a Reply